Sindicatos Sanitarios de Aragón piden más vigilantes de seguridad en los centros de salud





Los sindicatos FASAMET, CESMARAGÓN y SATSE, en representación de los profesionales sanitarios del Servicio Aragonés de Salud, han dirigido un escrito a la titular del Departamento de Sanidad de la Diputación General de Aragón, para pedirle más medidas de seguridad, activas y pasivas, preventivas, disuasorias y reactivas, para la tranquilidad, seguridad e integridad del personal sanitario.



Entre las medidas que solicitan se destacan las de dotar con un vigilante de seguridad cada centro de trabajo (centro de salud), durante el horario de apertura al público, tanto en el ámbito urbano como en el rural, previa contratación conforme a la legislación de seguridad privada y la legislación de contratación del sector público.

Instalar cámaras de seguridad, instalar un "botón del pánico" inalámbrico (alarma conectada con una central receptora de alarmas y con video-verificación), y dotar de una "pulsera de geolocalización" a los profesionales sanitarios cuando se desplazan fuera del centro de salud para ejercer sus funciones asistenciales.




Indican en el comunicado que "la inacción o falta de respuesta real y efectiva para la progresiva y paulatina implantación de las medidas enumeradas en el plazo de un mes desde la recepción de la presente petición, dará lugar a la denuncia ante la autoridad laboral o la Inspección de Trabajo de la Administración empleadora y de los responsables del organismo autónomo Servicio Aragonés de Salud (director-gerente y gerentes de los sectores sanitarios) de la situación, la exigencia de responsabilidad penal de las autoridades públicas responsables de la inactividad, por delito contra los derechos de los trabajadores, exigencia de responsabilidad patrimonial de la Administración, ejercicio del derecho de huelga y otras medidas."



No hay comentarios