30000 euros por tener a un conserje haciendo funciones de vigilantes de seguridad en una comunidad de propietarios





En una sentencia reciente dictada (AN:2019:1870) y que se ha venido prolongando en el tiempo por la interposición de distintos recursos a la misma, se le impone a una empresa una sanción de 30000€ por prestación de servicios de seguridad a terceros, careciendo de la habilitación necesaria, y no estando inscrita en el Registro correspondiente para ejercer la actividad de vigilancia y protección.

Tal como se recoge en las actas de inspección y de declaración, levantadas en fecha 16-5-2014, el trabajador D. Jesús Luis realizaba funciones propias de un vigilante de seguridad, pues principalmente se dedicaba al control de accesos y vigilancia en una Comunidad de Propietarios, actuaciones que estaban encaminadas a evitar robos o hurtos en la misma.

Además, el citado trabajador utilizaba una indumentaria propia de vigilante de seguridad, formalizando las correspondientes hojas de control de acceso. Asimismo, dicho trabajador realizaba un horario en turno de noche, desde las 20:00 horas hasta las 6:00 horas del día siguiente, realizando rondas de seguridad cada hora, aproximadamente, reflejándolo en el correspondiente parte diario, y utilizando un ticador marca IDC 310, que se usa precisamente para dejar constancia de las rondas de vigilancia.

 Los referidos hechos fueron apreciados "in situ" por dos funcionarios del Cuerpo Nacional de Policía, por lo que gozan de presunción de certeza y veracidad, que no ha sido desvirtuada por la recurrente, todo ello de conformidad con lo dispuesto en el artículo 137.3 de la entonces vigente Ley 30/1992, de 26 de noviembre, de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y del Procedimiento Administrativo Común , y en el artículo 17.5 del Real Decreto 1398/1993, de 4 de agosto , por el que se aprueba el Reglamento del procedimiento para el ejercicio de la potestad sancionadora, también entonces vigente.




El trabajador manifiesta que fue contratado como "Conserje". Que "NO" es vigilante de Seguridad, si bien, en un primer momento al ser preguntado por los agentes actuantes por el telefonillo dijo que era el vigilante. Como se recoge en el acta levantada, consta que, entre otras funciones, están las de auxiliar a los propietarios, controlar. que las puertas estén cerradas, que los propietarios aparquen en sus plazas, rondas por la comunidad para comprobar luces fundidas y dar parte, tirar la basura. La uniformidad se la entregó la dueña de la empresa. Que ante cualquier incidencia relevante llama a su jefa, hace ticadas a la entrada y salida del servicio. Que no tiene titulación cómo vigilante de seguridad.

Ante la veracidad de las pruebas que se recogen en la sentencia, el tribunal DESESTIMA el recurso contencioso-administrativo interpuesto por el Procurador de los Tribunales, don XXXXX , en nombre y representación de doña XXXX , contra la sentencia de fecha 21 de septiembre de 2018 , dictada por el Magistrado-Juez del Juzgado Central de lo Contencioso- Administrativo nº 8, que se confirma. Con imposición de costas a la parte apelante y pérdida del depósito constituido.



No hay comentarios